Deportes y actividades que puedes hacer después de un reemplazo total de rodilla

In TRAUMATOLOGIAby NovamedicumLeave a Comment

Un reemplazo de rodilla puede ser una nueva oportunidad para volver a tener un estilo de vida saludable y activo. Y es que, una vez que el paciente se haya recuperado, puede retomar muchas actividades que antes de la cirugía resultaban demasiado dolorosas y difíciles de realizar.

En la mayoría de los casos, el paciente puede reanudar su actividad normal después de aproximadamente 12 semanas, pero siempre asegurándose de consultar con su médico u fisioterapeuta antes de comenzar con un nuevo deporte o actividad física.

Los reemplazos de rodilla han mejorado mucho en las últimas décadas y están diseñados para imitar la función de una rodilla biológica. Esto significa que, como tal, necesita ejercicio para funcionar correctamente. Hoy damos algunos ejemplos de actividades y deportes de bajo impacto que se pueden hacer una vez el paciente se haya recuperado de la cirugía de rodilla.  

Ejercicios aerobicos

1. Caminar

Caminar es uno de los mejores ejercicios que se pueden hacer para aumentar la fuerza en la rodilla. También es una buena manera de quemar calorías y beneficiar al corazón.

2. Nadar

La natación es una excelente manera de hacer ejercicio sin poner tensión en la prótesis de rodilla. Muchas personas con reemplazos de rodilla pueden volver a nadar dentro de tres a seis semanas después de la cirugía.

3. Bailar

El baile de salón y el baile moderno suave son excelentes maneras de hacer ejercicio. Bailar es una buena manera de usar los músculos de las piernas y participar en una actividad aeróbica ligera, evitando en su inicio, giros y movimientos bruscos que podrían mover la prótesis.

4. Ciclismo

El ciclismo es una buena manera de recuperar la fuerza en la rodilla. Ya sea con una bicicleta real o una máquina de ejercicios, se recomienda pedalear sobre una superficie plana y aumentar el ritmo lenta y paulatinamente.

5. Máquinas elípticas

Estas máquinas pueden proporcionar un buen entrenamiento sin poner una tensión excesiva en las rodillas. Una máquina elíptica es una excelente alternativa ya que es más rápido que caminar, porque lo realizamos sin el impacto de correr.

Entrenamiento de fuerza y flexibilidad

1. Yoga

El estiramiento suave es una excelente manera de evitar la rigidez, mejorar la flexibilidad y mejorar la salud general de la rodilla. Es importante evitar, sobretodo inicialmente, los movimientos de torsión así cómo proteger las rodillas, manteniéndolas alineadas con caderas y tobillos.

2. Levantamiento de pesas

Levantar pesas ayuda a desarrollar fuerza y disminuir el dolor de rodilla. Los huesos también crecerán y se harán más fuertes si se practica entrenamiento de resistencia. Eso sí, usando pesos que sean apropiados para el tamaño y fuerza de cada persona.

3. Calistenia

Estos ejercicios básicos se basan en movimientos simples y rítmicos, y ayudan a desarrollar fuerza al mismo tiempo que aumentan la flexibilidad. Estas clases están disponibles en la mayoría de los gimnasios y se realizan con el propio peso de la persona en cuestión.

Actividades recreativas

1. Golf

El golf ofrece la oportunidad de caminar y ejercitar varios músculos tanto en la parte inferior como superior del cuerpo.

2. Tenis de dobles

El tenis de dobles requiere menos movimiento que individuales, por lo que es una buena manera de hacer ejercicio sin ejercer una presión indebida en la rodilla. En la mayoría de los casos, se puede comenzar a jugar tenis seis meses después de su cirugía.

3. Remar

El remo es un buen ejercicio para la parte superior del cuerpo y el corazón, y ejerce un mínimo estrés en las rodillas. Hay que asegurarse de ajustar el asiento de la máquina para que sus rodillas estén dobladas 90 grados o más.

4. Bolos

Por lo general, es seguro jugar a los bolos después de la cirugía de un reemplazo de rodilla, pero debe considerarse usar una bola menos pesada para reducir el estrés en la rodilla. Debe dejarse de jugar a los bolos si se comienza a sentir algún dolor importante en las rodillas.

Nota

Precipitarse en volver a realizar actividades antes de que la rodilla se haya recuperado lo suficiente puede suponer graves complicaciones. Es importante tomarse las cosas con calma y consultar con el médico o profesional de la salud correspondiente antes de participar en cualquier actividad después de la cirugía de rodilla.  

Esta publicación tiene FINALIDAD INFORMATIVA, no sustituye en ningún caso al consejo de tu médico, consulta siempre a un PROFESIONAL SANITARIO

Resumen
Nombre del proveedor
Novamedicum,
C/Indústria 19,Sabadell,Catalunya- Telephone No.937260976
Descripción
Un reemplazo de rodilla puede ser una nueva oportunidad para volver a tener un estilo de vida saludable y activo. Y es que una vez que el paciente se haya recuperado, puede retomar muchas actividades que antes de la cirugía resultaban demasiado dolorosas y difíciles de realizar.

Leave a Comment